Aportaciones de las TIC a los espacios museísticos

Es hoy lugar común el afirmar que las nuevas tecnologías de la comunicación están configurando nuevos espacios de significación y con ello una nueva cultura (Martínez, 2006, p.9). La participación y aportaciones de las nuevas tecnologías en la sociedad va a abrir nuevos caminos en el mundo de la educación y los museos, caminos bidireccionales, democráticos y enriquecedores otorgando accesibilidad a todo tipo de público. Los proyectos multimedia y la creación de materiales educativos colaboran en la preservación de los espacios y objetos patrimoniales otorgando accesibilidad y visibilidad. Por estas razones, la aplicación de las TIC por parte de las instituciones culturales pone a su favor mayor alcance de impacto, es decir que el público local de un museo puede pasar a ser un público global, gracias a la pérdida de las barreras geográficas, gracias a su accesibilidad. Podemos deducir tras esta apreciación que las TIC otorgan visibilidad, nuevas relaciones y medios de comunicación.

Las nuevas tecnologías crean alternativas y diferentes caminos de comunicación. Si los museos invierten en TIC, favorecerán la difusión del patrimonio y mejorarán su modelo de comunicación. Renovando dichos métodos promueven la conversación, la hipertextualidad, el intercambio de opiniones y enlaces, la comunicación participativa, la sindicación de contenidos deberían ser claves en el desarrollo de sus estrategias de comunicación cultural. A continuación, se muestra un gráfico con los distintos modelos de comunicación. Sin duda el más indicado es un dialogo bidireccional, donde todos los miembros se sientan escuchados y participen e interactúen entre sí.

Gráfico 3.  Modelos de comunicación.

Dibujo 2

(Fuente: E.Rosales)

Otro aspecto positivo es su reducción de costes y producción. Este dato puede resultar muy relevante si caemos en la cuenta de la posibilidad de igualdad entre las instituciones independientemente de su tipología, origen, presupuesto o localización. Evidentemente los centros pequeños no conseguirán estar a la misma altura que los grandes, pero ahora estarán más cerca, ya que Internet mejora la comunicación de los museos, mostrando las posibles experiencias que los visitantes pueden obtener, fomentando así su visita, difusión y participación.

No debemos olvidar, que las nuevas tecnologías deben actuar como una herramienta para acrecentar y completar la experiencia de los visitantes, no como un fin en sí. Lo importante es conseguir que el visitante independientemente de su formación previa pueda emprender la visita y percibir una experiencia satisfactoria. Pues a través de esta percepción el museo conseguirá transmitir accesibilidad y se convertirá en una institución mayoritaria. El visitante debe disponer de recursos multimedia e interactivos que ofrezcan posibilidades de participación y la obtención de competencias mediante su uso.

La influencia que están teniendo las TIC en áreas como la atención a la diversidad, la adquisición de idiomas, la comprensión de las ciencias o el disfrute de las artes, su incidencia en los estilos de aprendizaje, y la capacidad de expresión y comunicación que se pone en manos de quienes saben usarlas, no pasan inadvertidas. (F.Telefónica, 2011, p.173)

Si procedemos a analizar el  Cono de la Experiencia (atribuido a Begay y Edgar Dale), hallaremos como resultado que durante el proceso educativo la capacidad del visitante para aprender y recordar la experiencia se incrementa notablemente si la estrategia educativa ha sido mediante el “descubrimiento”. Capacidad de percepción: 50% Comunicación multimedia – 10% lectura.

Tabla 1. Cono de la experiencia

COMO APRENDEMOS

Aprendizaje por Descubrimiento

100 % Conectando la actividad

CUANTO RECORDAMOS

 

 

90 % Simulando la realidad
80% Participando de la actividad

Aprendizaje visual

70% Enseñando la actividad
50 % Con demostraciones
40 % Con Visuales

Aprendizaje verbal

20% Escuchando
10% Leyendo

  Fuente: Elaboración propia

Dime y olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo (Benjamín Franklin)

Estos datos nos demuestran que el empleo de las TICS mediante recursos multimedia y procesos interactivos genera en los visitantes resultados positivos. Los usuarios se involucran de tal manera que adquirieren conocimientos sin dejar de divertirse y participar a través de un método más efectivo, ya que así mantendrán un mayor número de recuerdos y conceptos a recordar a largo plazo.

El modelo en los métodos de comunicación y aprendizaje ha evolucionado durante estos últimos años de manera drástica. El mercado de las tecnologías de la comunicación seguirá creciendo y los museos no pueden quedarse al margen ya que la inserción de dichas tecnologías será vital para su subsistencia. Los museos deben prestar atención a las nuevas generaciones y sus estrategias de comunicación hacia ellos, ya que desde un primer momento han crecido con estos métodos de comunicación desde la cuna y para ellos es corriente su uso. Por ello, los espacios museísticos que no presten atención a estas claves de comportamiento social están sentenciados con el paso del tiempo a un estado de desuso, caduco y anticuado con un público objetivo muy escueto.

Cambiemos el futuro!!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Comunicación, Cultura, Educación, Espacios expositivos, Instituciones, Museos, Nuevas Tecnologías, TIC y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Aportaciones de las TIC a los espacios museísticos

  1. Pingback: Aportaciones de las TIC a los espacios muse&iac...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s